Riesgo de trombocitopenia y tromboembolismo tas la vacunación con covid-19 y pruebas positivas de SARS-CoV-2

Riesgo de trombocitopenia y tromboembolismo tas la vacunación con covid-19 y pruebas positivas de SARS-CoV-2

Se observó mayor riesgo de eventos hematológicos y vasculares que llevaron al ingreso hospitalario o la muerte durante breves intervalos de tiempo tras las primeras dosis de las vacunas las Oxford-AstraZeneca y Pfizer-BioNTech Covid-19. Los riesgos de la mayoría de estos eventos fueron sustancialmente mayores y más prolongados después de la infección por SARS-CoV-2 que después de la vacunación en la misma población.

 

The BMJ, 27/08/2021Risk of thrombocytopenia and thromboembolism after covid-19 vaccination and SARS-CoV-2 positive testing: self-controlled case series study”.

Objetivo: Evaluar la asociación entre las vacunas covid-19 y el riesgo de trombocitopenia y eventos tromboembólicos en Inglaterra entre adultos.

Diseño: Estudio de serie de casos autocontrolado utilizando datos nacionales sobre la vacunación contra el covid-19 y los ingresos hospitalarios.

Entorno: Se obtuvieron datos a nivel de paciente de aproximadamente 30 millones de personas vacunadas en Inglaterra entre el 1 de diciembre de 2020 y el 24 de abril de 2021. Los registros de salud electrónicos se vincularon con los datos de defunción de la Oficina de Estadísticas Nacionales, los datos de las pruebas positivas para el SARS-CoV-2 y los datos de ingresos en hospital del servicio de salud del Reino Unido (NHS).

Participantes: Se vacunaron 2.9121.633 personas con las primeras dosis (1.960.8008 con Oxford-AstraZeneca (ChAdOx1 nCoV-19) y 951.3625 con Pfizer-BioNTech (ARNm de BNT162b2)) y 175.095 personas tuvieron una prueba positiva a SARS-CoV-2. Se incluyeron en el estudio personas de ≥16 años que recibieron las primeras dosis de las vacunas de ARNm de ChAdOx1 nCoV-19 o BNT162b2 y cualquier resultado de interés.

Principales medidas de resultado: Las medidas de resultado primarias fueron ingreso hospitalario o muerte asociada con trombocitopenia, tromboembolismo venoso y tromboembolismo arterial dentro de los 28 días de tres exposiciones: primera dosis de la vacuna ChAdOx1 nCoV-19; primera dosis de la vacuna de ARNm de BNT162b2; y una prueba positiva de SARS-CoV-2. Los resultados secundarios fueron subconjuntos de los resultados primarios: trombosis del seno venoso cerebral (CVST), accidente cerebrovascular isquémico, infarto de miocardio y otros eventos trombóticos arteriales raros.

Resultados: El estudio encontró un mayor riesgo de trombocitopenia después de la vacunación con ChAdOx1 nCoV-19 (índice de tasa de incidencia 1.33, intervalo de confianza del 95% 1.19 a 1.47 a los 8-14 días) y después de una prueba de SARS-CoV-2 positiva (5.27, 4.34 a 6.40 a 8-14 días); aumento del riesgo de tromboembolismo venoso después de la vacunación con ChAdOx1 nCoV-19 (1.10, 1.02 a 1.18 a los 8-14 días) y después de la infección por SARS-CoV-2 (13.86, 12.76 a 15.05 a los 8-14 días); y mayor riesgo de tromboembolismo arterial después de la vacunación con ARNm de BNT162b2 (1.06, 1.01 a 1.10 a los 15-21 días) y después de la infección por SARS-CoV-2 (2.02, 1.82 a 2.24 a los 15-21 días). Los análisis secundarios encontraron un mayor riesgo de CVST después de la vacunación con ChAdOx1 nCoV-19 (4.01, 2.08 a 7.71 a los 8-14 días), después de la vacunación con ARNm de BNT162b2 (3.58, 1.39 a 9.27 a los 15-21 días) y después de una prueba positiva a SARS-CoV-2; mayor riesgo de accidente cerebrovascular isquémico después de la vacunación con ARNm de BNT162b2 (1.12, 1.04 a 1.20 a los 15-21 días) y después de una prueba de SARS-CoV-2 positiva; y un mayor riesgo de otros eventos trombóticos arteriales raros después de la vacunación con ChAdOx1 nCoV-19 (1.21, 1.02 a 1.43 a los 8-14 días) y después de una prueba de SARS-CoV-2 positiva.

Conclusión: Se observó mayor riesgo de eventos hematológicos y vasculares que llevaron al ingreso hospitalario o la muerte durante breves intervalos de tiempo tras las primeras dosis de las vacunas de ChAdOx1 nCoV-19 y ARNm de BNT162b2. Los riesgos de la mayoría de estos eventos fueron sustancialmente mayores y más prolongados después de la infección por SARS-CoV-2 que después de la vacunación en la misma población.