Infección previa por SARS-CoV-2 y riesgo de infección irruptiva tras la vacunación con ARNm en Qatar

Infección previa por SARS-CoV-2 y riesgo de infección irruptiva tras la vacunación con ARNm en Qatar

ncidencia acumulada de infección entre cohortes emparejadas de individuos vacunados con BNT162b2 y vacunados con ARNm-1273 con y sin infección previa.

La infección previa por SARS-CoV-2 se asoció con un riesgo significativmente menor de infección irruptiva entre las personas que recibieron las vacunas BNT162b2 o mRNA-1273 en Qatar entre el 21 de diciembre de 2020 y el 19 de septiembre de 2021.

 

JAMA, 01/11/2021Association of Prior SARS-CoV-2 Infection With Risk of Breakthrough Infection Following mRNA Vaccination in Qatar”.

Importancia: El efecto de una infección previa por SARS-CoV-2 sobre la protección de la vacuna sigue siendo poco conocido.

Objetivo: Evaluar la protección contra la infección irruptiva del SARS-CoV-2 después de la vacunación con ARNm entre personas con o sin infección previa por SARS-CoV-2.

Diseño, entorno y participantes: Estudios de cohortes emparejadas en Qatar para las vacunas BNT162b2 (Pfizer-BioNTech) y mRNA-1273 (Moderna). Se realizó un seguimiento de un total de 1.533.736 personas vacunadas con cualquiera de las vacunas entre el 21 de diciembre de 2020 y el 19 de septiembre de 2021 a partir de 14 días después de recibir la segunda dosis hasta el 19 de septiembre de 2021.

Exposiciones: Infección previa al SARS-CoV-2 y vacunación COVID-19.

Principales resultados y medidas: Incidente Infección por SARS-CoV-2, definida como una reacción en cadena de la polimerasa (PCR): frotis nasofaríngeo positivo independientemente del motivo de la prueba de PCR o la presencia de síntomas. La incidencia acumulada se calculó mediante el método de estimador de Kaplan-Meier.

Resultados: La cohorte vacunada con BNT162b2 comprendió 99.226 individuos con y 290.432 individuos emparejados sin infección previa confirmada por PCR (mediana de edad, 37 años; 68% hombres). La cohorte vacunada con ARNm-1273 comprendió 58.096 individuos con y 169.514 individuos emparejados sin infección previa confirmada por PCR (mediana de edad, 36 años; 73% hombres). Entre las personas vacunadas con BNT162b2, 159 reinfecciones ocurrieron en aquellas con infección previa y 2.509 en aquellas sin infección previa 14 días o más después de la dosis 2. Entre las personas vacunadas con ARNm-1.273, ocurrieron 43 reinfecciones en aquellas con infección y 368 en aquellas sin infección previa. La incidencia acumulada de infección entre los individuos vacunados con BNT162b2 fue de un 0,15% (IC del 95%, 0,12% -0,18%) en aquellos con y un 0,83% (IC del 95%, 0,79% -0,87%) en aquellos sin infección previa a los 120 días de seguimiento (cociente de riesgo ajustado para infección irruptiva con infección previa, 0,18 [IC del 95%, 0,15-0,21]; p <0,001). La incidencia de infección acumulada entre los individuos vacunados con ARNm-1273 fue de un 0,11% (IC del 95%, 0,08% -0,15%) en aquellos con y un 0,35% (IC del 95%, 0,32% -0,40%) en aquellos sin infección previa a 120 días de seguimiento (índice de riesgo ajustado, 0,35 [IC del 95%, 0,25-0,48]; p <0,001). Los individuos vacunados con infección previa 6 meses o más antes de la dosis 1 tenían un riesgo estadísticamente significativo menor de infección intercurrente que los vacunados menos de 6 meses antes de la dosis 1 (cociente de riesgo ajustado, 0,62 [IC del 95%, 0,42-0,92]; p = 0,02 para BNT162b2 y 0,40 [IC del 95%, 0,18-0,91]; P = 0,03 para la vacunación con ARNm-1273).

Conclusiones y relevancia: La infección previa por SARS-CoV-2 se asoció con un riesgo estadísticamente significativo menor de infección irruptiva entre las personas que recibieron las vacunas BNT162b2 o mRNA-1273 en Qatar entre el 21 de diciembre de 2020 y el 19 de septiembre de 2021. El diseño del estudio observacional excluye comparaciones directas del riesgo de infección entre las 2 vacunas.