Uso de la terapia hormonal posmenopáusica y el riesgo de enfermedad de Alzheimer

Uso de la terapia hormonal posmenopáusica y el riesgo de enfermedad de Alzheimer

Proporción (%) de mujeres con diagnóstico de enfermedad de Alzheimer en diferentes grupos de edad según el uso sistémico de la terapia hormonal, el uso vaginal de estradiol o sin ningún historial de uso de terapia hormonal (TH)

El uso a largo plazo de la terapia hormonal sistémica se puede acompañar de un aumento general del riesgo de enfermedad de Alzheimer, que no está relacionado con el tipo de progestágeno o la edad en que se inició la terapia hormonal. Por el contrario, el uso de estradiol vaginal no muestra tal riesgo. Aunque el aumento del riesgo absoluto para la enfermedad de Alzheimer es pequeño, deben ofrecerse estos datos a las usuarias actuales y futuras de la terapia hormonal.

BMJ, 06/03/2019Use of postmenopausal hormone therapy and risk of Alzheimer’s disease in Finland: nationwide case-control study

Objetivos: Comparar el uso de la terapia hormonal entre mujeres posmenopáusicas finlandesas con y sin diagnóstico de enfermedad de Alzheimer.

Diseño: Estudio de casos y controles a nivel nacional.

Ámbito: Registro nacional finlandés de población y medicamentos, entre 1999 y 2013.

Participantes: Todas las mujeres posmenopáusicas (n = 84.739) en Finlandia que, entre 1999 y 2013, recibieron un diagnóstico de la enfermedad de Alzheimer por parte de un neurólogo o geriatra, y que fueron identificadas en un registro nacional de medicamentos. Las mujeres de control sin diagnóstico (n = 84.739), se rastrearon del registro de la población nacional finlandesa y se emparejaron por edad y distrito hospitalario.

Intervenciones: Los datos sobre el uso de la terapia hormonal se obtuvieron del registro nacional de reembolso de medicamentos de Finlandia.

Principales medidas de resultados: Los índices de probabilidad y los intervalos de confianza para el 95% de la enfermedad de Alzheimer, calculados mediante el análisis de regresión logística condicional.

Resultados: Se hizo el diagnóstico de enfermedad de Alzheimer en 83.688 (98,8%) mujeres a la edad de 60 años o más, y 47.239 (55,7%) mujeres tenían más de 80 años de edad en el momento del diagnóstico. El uso de la terapia hormonal sistémica se asoció con un aumento del riesgo del 9 al 17% de enfermedad de Alzheimer. El riesgo de la enfermedad no difirió significativamente entre las usuarias de estradiol solamente (cociente de probabilidad 1.09, intervalo de confianza del 95% 1.05 a 1.14) y los de estrógeno-progestágenos (1.17, 1.13 a 1.21). Los aumentos de riesgo en las usuarias de la terapia con estrógeno y progestágeno no se relacionaron con diferentes progestágenos (acetato de noretisterona, acetato de medroxiprogesterona u otros progestágenos); pero en mujeres menores de 60 años al inicio de la terapia hormonal, estos aumentos de riesgo se asociaron con la exposición a la terapia hormonal durante 10 años. Además, la edad de inicio de la terapia hormonal sistémica no fue un factor determinante para el aumento del riesgo de enfermedad de Alzheimer. El uso exclusivo de estradiol vaginal no afectó el riesgo de la enfermedad (0.99, 0.96 a 1.01).

Conclusiones: El uso a largo plazo de la terapia hormonal sistémica puede ir acompañado de un aumento general del riesgo de enfermedad de Alzheimer, que no está relacionado con el tipo de progestágeno o la edad en que se inició la terapia hormonal sistémica. Por el contrario, el uso de estradiol vaginal no muestra tal riesgo. Aunque el aumento del riesgo absoluto para la enfermedad de Alzheimer es pequeño, nuestros datos deben implementarse en información para las usuarias actuales y futuras de la terapia hormonal.