Estimaciones de la mortalidad general y mortalidad específica asociada con los inhibidores de la bomba de protones

Estimaciones de la mortalidad general y mortalidad específica asociada con los inhibidores de la bomba de protones

La toma de inhibidores de la bomba de protones (IBP) se asocia con un pequeño exceso de mortalidad específica, incluida la muerte por enfermedad cardiovascular, enfermedad renal crónica y cáncer de tubo digestivo superior. El aumento también se observó en pacientes sin indicación de uso de IBP. Está justificada una mayor vigilancia en el uso de IBP.

BMJ, 30/05/2019Estimates of all cause mortality and cause specific mortality associated with proton pump inhibitors among US veterans: cohort study

Objetivo: Estimar la mortalidad por todas las causas y la mortalidad específica entre los pacientes que toman inhibidores de la bomba de protones (IBP).

Diseño: Estudio longitudinal de cohorte observacional.

Ámbito: Departamento de Asuntos de Veteranos de los Estados Unidos.

Participantes: Nuevos usuarios de IBP (n = 157.625) o bloqueadores H2 (n = 56.842).

Medidas de resultado principales: La mortalidad por todas las causas y la mortalidad específica asociada con la toma de IBP (valores informados como el número de muertes atribuibles por cada 1000 pacientes que toman IBP).

Resultados: Hubo 45.20 muertes en exceso (intervalo de confianza del 95%: 28.20 a 61.40) por cada 1000 pacientes que tomaron IBP. Enfermedades del sistema circulatorio (número de muertes atribuibles por cada 1000 pacientes que toman IBP 17.47, intervalo de confianza del 95% 5.47 a 28.80), neoplasias (12.94, 1.24 a 24.28), enfermedades infecciosas y parasitarias (4.20, 1.57 a 7.02) y enfermedades del sistema genitourinario (6.25, 3.22 a 9.24) se asociaron con la toma de IBP. Hubo una relación gradual entre la duración acumulada de la exposición al IBP y el riesgo de mortalidad por todas las causas y muerte por enfermedades del sistema circulatorio, neoplasias y enfermedades del sistema genitourinario. Los análisis de subcausas de muerte sugirieron que tomar IBP se asoció con un exceso de mortalidad por enfermedad cardiovascular (15.48, 5.02 a 25.19) y enfermedad renal crónica (4.19, 1.56 a 6.58). Entre los pacientes sin indicación documentada de fármacos para la supresión ácida (n = 116.377), la toma de IBP se asoció con un exceso de mortalidad por enfermedad cardiovascular (22.91, 11.89 a 33.57), enfermedad renal crónica (4.74, 1.53 a 8.05) y cáncer gastrointestinal superior (3.12, 0.91 a 5.44). Los análisis de interacción formal sugirieron que el riesgo de muerte debido a estas subcausas no se modificó por un historial de enfermedad cardiovascular, enfermedad renal crónica o cáncer de tubo digestivo superior. Tomar IBP no se asoció con una carga excesiva de mortalidad relacionada con el transporte y la muerte por enfermedad de úlcera péptica (como controles de resultados negativos).

Conclusiones La toma de inhibidores de la bomba de protones (IBP) se asocia con un pequeño exceso de mortalidad específica, incluida la muerte por enfermedad cardiovascular, enfermedad renal crónica y cáncer de tubo digestivo superior. El aumento también se observó en pacientes sin indicación de uso de IBP. Está justificada una mayor vigilancia en el uso de IBP.