Equilibrio entre beneficios y daños de las estatinas para la prevención primaria de enfermedades cardiovasculares

Equilibrio entre beneficios y daños de las estatinas para la prevención primaria de enfermedades cardiovasculares

Las estatinas proporcionan un menor balance de beneficios y daños (neto) en el riesgo de enfermedad cardiovascular a 10 años que los que se reflejan en la mayoría de las pautas actuales. Además, el nivel de riesgo en el que se produce el beneficio neto varía considerablemente según la edad, el sexo y el tipo de estatina.

Ann Intern  Med, 04/12/2018Finding the Balance Between Benefits and Harms When Using Statins for Primary Prevention of Cardiovascular Disease: A Modeling Study 

 

Muchas pautas utilizan el riesgo esperado de enfermedad cardiovascular (ECV) durante los próximos 10 años como base para las recomendaciones sobre el uso de estatinas para la prevención primaria de la ECV. Sin embargo, a menudo no está claro cómo se consideraron los daños y cómo se compararon con los beneficios.

Objetivo: Identificar el riesgo esperado por encima del cual las estatinas proporcionan un beneficio neto.

Diseño: Estudio de modelación de balance beneficio-daño cuantitativo.

Fuentes de datos: Metanálisis de red de ensayos de prevención primaria, encuesta de preferencias y estudios observacionales seleccionados.

Población objetivo: Personas de 40 a 75 años sin antecedentes de ECV.

Horizonte de tiempo: 10 años.

Perspectiva: Clínicos y desarrolladores de guías.

Intervención: Las estatinas en dosis bajas o moderadas versus ninguna estatina.

Medidas de resultado: El riesgo de ECV a 10 años en el que las estatinas proporcionan al menos un 60% de probabilidad de beneficio neto, teniendo en cuenta el riesgo de referencia, las frecuencias y preferencias de los beneficios y daños de las estatinas, y teniendo en cuenta el riesgo de muerte sin ECV.

Resultados del análisis de caso base: Los hombres más jóvenes tienen un beneficio neto menor para el riesgo de ECV a los 10 años que los hombres mayores (14% para las edades de 40 a 44 años, frente al 21% para las edades de 70 a 75 años). En las mujeres, el riesgo requerido para el beneficio neto fue mayor (17% para las edades de 40 a 44 años y del 22% para las edades de 70 a 75 años). La atorvastatina y la rosuvastatina proporcionan un mayor beneficio neto en el riesgo a los 10 años que la simvastatina y la pravastatina.

Resultados del análisis de sensibilidad: La mayoría de los supuestos alternativos condujeron a hallazgos similares.

Limitación: No estaban disponibles los datos específicos de la edad para algunos daños.

Conclusión: Las estatinas proporcionan un menor balance de beneficios y daños (neto) en el riesgo de enfermedad cardiovascular a 10 años que los que se reflejan en la mayoría de las pautas actuales. Además, el nivel de riesgo en el que se produce el beneficio neto varía considerablemente según la edad, el sexo y el tipo de estatina.

Fuente de financiación primaria: Swiss Government Excellence Scholarship Office, Béatrice Ederer-Weber Foundation, y North-South Cooperation de la University of Zurich.