Eficacia de un programa para la prevención de la obesidad infantil ofrecido en las escuelas, dirigido a niños de 6 y 7 años: ensayo controlado aleatorio grupal (estudio WAVES)

Eficacia de un programa para la prevención de la obesidad infantil ofrecido en las escuelas, dirigido a niños de 6 y 7 años: ensayo controlado aleatorio grupal (estudio WAVES)

Los análisis primarios sugieren que esta intervención centrada en la experiencia no tiene un efecto estadísticamente significativo en la prevención de la obesidad infantil o en la puntuación z del índice de masa corporal (IMC). Es poco probable que las intervenciones en las escuelas tengan un impacto en la epidemia de obesidad infantil sin un apoyo más amplio en múltiples sectores y entornos.

BMJ, 07/02/2018“Effectiveness of a childhood obesity prevention programme delivered through schools, targeting 6 and 7 year olds: cluster randomised controlled trial (WAVES study)”

http://www.bmj.com/content/360/bmj.k211 

 

Objetivo: Evaluar la efectividad de un programa de estilo de vida saludable basado en la escuela y la familia (intervención WAVES) en comparación con la práctica habitual, para la prevención de la obesidad infantil.

Diseño: Ensayo controlado aleatorio cluster.

Ámbito: Escuelas primarias del Reino Unido de West Midlands.

Participantes: Fueron seleccionadas al azar 200 escuelas de todas las escuelas primarias estatales dentro de las 35 millas del centro de estudio (n = 980), sobremuestreando aquellas con poblaciones étnicas de minorías elevada. Estas escuelas fueron ordenadas al azar y fueron invitadas a participar secuencialmente. Se contactó a 144 escuelas elegibles para lograr el reclutamiento de 54 escuelas. Después de las mediciones iniciales, fueron aleatorizados 1.467 alumnos el primer año, de 5 y 6 años (control: 28 escuelas, 778 alumnos), utilizando un algoritmo de equilibrio bloqueado. 53 escuelas permanecieron en el ensayo y estuvieron disponibles los datos de 1.287 (87,7%) y 1.169 (79,7%) alumnos en el primer seguimiento (15 meses) y el segundo seguimiento (30 meses), respectivamente.

Intervenciones: La intervención de 12 meses fomentó la alimentación saludable y la actividad física, incluida una oportunidad diaria adicional de actividad física de 30 minutos, un programa basado en habilidades interactivas de seis semanas en conjunto con el club de fútbol Aston Villa, señalización de oportunidades de actividad física familiar cada seis meses, y talleres familiares dirigidos por la escuela a término sobre habilidades de cocina saludables.

Principales medidas de resultado: Los resultados primarios definidos por el protocolo, evaluados para la asignación, se encontraban entre la diferencia del brazo en el índice z de índice de masa corporal (IMC) a los 15 y 30 meses. Los resultados secundarios fueron medidas antropométricas, dietéticas, de actividad física y psicológicas, y una diferencia en la puntuación z del IMC a los 39 meses en un subconjunto.

Resultados: Los datos para el análisis de resultados primarios fueron: al inicio, 54 escuelas: 1.392 alumnos (732 controles); primer seguimiento (15 meses después del inicio del estudio), 53 escuelas: 1.249 alumnos (675 controles); segundo seguimiento (30 meses después del inicio del estudio), 53 escuelas: 1.145 alumnos (621 controles). La puntuación z media del índice de masa corporal no fue significativamente más bajo en el grupo de intervención en comparación con el brazo de control a los 15 meses (diferencia de medias -0,075 (intervalo de confianza del 95% -0,183 a 0,033, P = 0,18) en los modelos ajustados de referencia. la diferencia de medias fue -0,027 (-0,137 a 0,083, P = 0,63). No hubo diferencias estadísticamente significativas entre los grupos para otras medidas antropométricas, dietéticas, de actividad física o psicológicas (incluida la evaluación del daño).

Conclusiones: Los análisis primarios sugieren que esta intervención centrada en la experiencia no tuvo un efecto estadísticamente significativo en la puntuación z del índice de masa corporal (IMC) o en la prevención de la obesidad infantil. Es poco probable que las escuelas tengan un impacto en la epidemia de obesidad infantil al incorporar tales intervenciones sin un apoyo más amplio en múltiples sectores y entornos.