Efectos de la aspirina para la prevención primaria en personas con diabetes mellitus

Efectos de la aspirina para la prevención primaria en personas con diabetes mellitus

Efecto absoluto observado de la asignación al grupo de aspirina en eventos vasculares graves o revascularización y en sangrado mayor, de acuerdo con el riesgo vascular. Se muestra la incidencia absoluta observada de eventos vasculares graves o revascularización y de eventos hemorrágicos mayores en el grupo de aspirina, en comparación con el grupo placebo, de acuerdo con los tres niveles basales de riesgo vascular (riesgos previstos a 5 años de un evento vascular grave, con bajo riesgo definido como <5%, riesgo moderado como 5% a <10%, y alto riesgo como ≥10%), con datos expresados como números de eventos por 5000 años-persona. Los valores más-menos son medias ± DE.

El uso de aspirina previene eventos vasculares graves en personas con diabetes y sin ninguna enfermedad cardiovascular evidente, pero también causa eventos hemorrágicos mayores. Los beneficios absolutos se contrarrestan en gran medida por el riesgo de hemorragia.

N Engl J Med, 26/08/2018Effects of Aspirin for Primary Prevention in Persons with Diabetes Mellitus”

https://www.nejm.org/doi/full/10.1056/NEJMoa1804988?query=featured_home

 

 

La diabetes mellitus se asocia con un mayor riesgo de eventos cardiovasculares. El uso de aspirina reduce el riesgo de eventos vasculares oclusivos, pero aumenta el riesgo de hemorragia; el balance de beneficios y peligros para la prevención de los primeros eventos cardiovasculares en pacientes con diabetes no está claro.

Métodos: Asignamos aleatoriamente a adultos con diabetes pero sin enfermedad cardiovascular evidente a recibir aspirina en una dosis de 100 mg diarios o un placebo equivalente. El resultado primario de eficacia fue el primer evento vascular grave (es decir, infarto de miocardio, accidente cerebrovascular o ataque isquémico transitorio o muerte por cualquier causa vascular, excluyendo cualquier hemorragia intracraneal confirmada). El resultado de seguridad primario fue el primer evento hemorrágico mayor (es decir, hemorragia intracraneal, hemorragia amenazante para la vista en el ojo, hemorragia gastrointestinal u otra hemorragia grave). Los resultados secundarios incluyeron cáncer del tracto gastrointestinal.

Resultados: Un total de 15.480 participantes se sometieron a asignación al azar. Durante un seguimiento medio de 7,4 años, se produjeron eventos vasculares graves en un porcentaje significativamente menor de participantes en el grupo de aspirina que en el grupo placebo (658 participantes [8,5%] frente a 743 [9,6%]; índice de frecuencia, 0,88; Intervalo de confianza [IC] del 95%, 0,79 a 0,97; P = 0,01). Por el contrario, ocurrieron eventos hemorrágicos mayores en 314 participantes (4,1%) en el grupo de aspirina, en comparación con 245 (3,2%) en el grupo placebo (razón de tasas: 1,29; IC del 95%, 1,09 a 1,52; p = 0,003), siendo la mayoría del exceso por hemorragia gastrointestinal y otras hemorragias extracraneales. No hubo diferencias significativas entre el grupo de aspirina y el grupo placebo en la incidencia de cáncer del tracto gastrointestinal (157 participantes [2.0%] y 158 [2.0%], respectivamente) o todos los cánceres (897 [11.6%] y 887 [11.5% ]); se planifica un seguimiento a largo plazo para estos resultados.

Conclusiones: El uso de aspirina previno eventos vasculares graves en personas que tenían diabetes y ninguna enfermedad cardiovascular evidente al ingresar en el estudio, pero también causó eventos hemorrágicos mayores. Los beneficios absolutos se contrarrestaron en gran medida por el riesgo de hemorragia. (Financiado: British Heart Foundation y otros).