Dietas vegetarianas y mortalidad

Las dietas vegetarianas se asocian con una menor mortalidad por cualquier causa (12%) y con algunas reducciones en la mortalidad por causas específicas. En los hombres la asociación es mayor que para las mujeres.

JAMA Intern Med, 03/06/2013 “Vegetarian Dietary Patterns and Mortality in Adventist Health Study 2”.

Importancia: Algunas evidencias sugiere que los patrones dietéticos vegetarianos pueden estar asociados con la reducción de la mortalidad, pero la relación no está bien establecida. Objetivo: Evaluar la asociación entre los hábitos alimentarios vegetarianos y mortalidad. Diseño: Estudio de cohortes prospectivo, análisis de la mortalidad por riesgos proporcionales de regresión de Cox, con el control de factores de confusión demográficos importantes y estilo de vida. Configuración: Adventist Health Study 2 (AHS-2), una gran cohorte de América del Norte. Participantes: Un total de 96.469 hombres y mujeres Adventistas del Séptimo Día reclutados entre 2002 y 2007, de los cuales una muestra analítica de 73.308 participantes se mantuvo después de las exclusiones. Exposiciones: La dieta fue evaluada al inicio del estudio mediante un cuestionario de frecuencia alimentaria cuantitativa y clasificada en 5 patrones dietéticos: no vegetariana, semi-vegetariana, pesco-vegetarianos, lacto-ovo-vegetariana y vegana. Resultado principal: Medir la relación entre los patrones dietéticos y vegetarianos por todas las causas y la mortalidad por causas específicas, se identificaron las muertes hasta 2009 en el Índice Nacional de Defunciones. Resultados: Hubo 2.570 muertes entre los 73.308 participantes durante un tiempo medio de seguimiento de 5,79 años. La tasa de mortalidad fue de 6,05 (IC del 95%: 5,82 a 6,29) muertes por cada 1.000 personas-año. La razón de riesgo ajustada (HR) para la mortalidad por todas las causas en todos los vegetarianos combinados vs los no vegetarianos fue de 0,88 (IC del 95%: 0,80 hasta 0,97). El HR ajustado para todas las causas de mortalidad en los veganos fue de 0,85 (IC del 95%: 0,73 a 1,01), en lacto-ovo-vegetarianos, 0,91 (IC del 95%: 0,82 a 1,00), en pesco-vegetarianos, 0,81 (IC del 95% , 0,69-0,94), y en semi-vegetarianos, 0,92 (IC del 95% 0,75 a 1,13) en comparación con los no vegetarianos. Se detectaron asociaciones significativas con las dietas vegetarianas para la mortalidad cardiovascular, la mortalidad no cardiovascular no oncológico, la mortalidad renal y la mortalidad endocrina. Las asociaciones en los hombres eran más grandes y más importantes que las de las mujeres. Conclusiones y relevancia: Las dietas vegetarianas se asocian a una mortalidad más baja por todas las causas y con algunas reducciones en la mortalidad por causas específicas. Los resultados parecen ser más potentes en los hombres. Estas asociaciones favorables deben ser consideradas cuidadosamente por aquellos que ofrecen orientación alimentaria.