Declaración del USPSTF de EE.UU sobre la detección de cáncer de próstata basado en la PSA

Declaración del USPSTF de EE.UU sobre la detección de cáncer de próstata basado en la PSA

Para los hombres de 55 a 69 años, la decisión de someterse periódicamente a un cribado de cáncer de próstata basado en la PSA debe ser individual y debe incluir una conversación con su médico sobre los posibles beneficios y daños. Las pruebas de detección ofrecen un pequeño beneficio potencial de reducir la probabilidad de muerte por cáncer de próstata en algunos hombres. Sin embargo, muchos hombres experimentarán daños potenciales con la detección, incluidos resultados falsos positivos que requieren pruebas adicionales y posible biopsia de próstata; sobrediagnóstico y sobretratamiento; y complicaciones del tratamiento, como la incontinencia y la disfunción eréctil. Para determinar si este servicio es apropiado en casos individuales, los pacientes y los médicos deben considerar el equilibrio de beneficios y daños en base a los antecedentes familiares, raza / etnia, condiciones médicas comórbidas, valores del paciente sobre los beneficios y los daños de la detección y de los resultados del tratamiento específico y otras necesidades de salud. Los médicos no deben evaluar a los hombres que no expresen una preferencia por la detección. (Recomendación C).
El USPSTF se posiciona en contra de la detección basada en la PSA para el cáncer de próstata en hombres de 70 años en adelante. (D recomendación).

JAMA, 08/05/2018“Screening for Prostate CancerUS Preventive Services Task Force Recommendation Statement”

https://jamanetwork.com/journals/jama/fullarticle/2680553 

 

En los Estados Unidos, el riesgo de por vida de ser diagnosticado de cáncer de próstata es de aproximadamente del 13%, y el riesgo de morir de cáncer de próstata durante toda la vida es del 2,5%. La edad media de muerte por cáncer de próstata es de 80 años. Muchos hombres con cáncer de próstata nunca experimentan síntomas y, sin cribado, nunca sabrían que tienen la enfermedad. Los hombres afroamericanos y los hombres con antecedentes familiares de cáncer de próstata tienen un mayor riesgo de cáncer de próstata en comparación con otros hombres.

Objetivo: Actualizar la recomendación del US Preventive Services Task Force (USPST) de 2012 sobre la detección basada en el antígeno prostático específico (PSA) para el cáncer de próstata.

Revisión de la evidencia: El USPSTF revisó la evidencia sobre los beneficios y daños de la detección basada en la PSA para el cáncer de próstata y el tratamiento posterior del cáncer de próstata detectado en la detección. El USPSTF también encargó una revisión de los modelos de análisis de decisiones existentes y la tasa de sobrediagnóstico de los exámenes basados en la PSA. Las revisiones también examinaron los beneficios y los daños de la detección basada en la PSA en subpoblaciones de pacientes con mayor riesgo de cáncer de próstata, incluidos hombres mayores, hombres afroamericanos y hombres con antecedentes familiares de cáncer de próstata.

Hallazgos: La evidencia adecuada de ensayos clínicos aleatorizados muestra que los programas de detección basados en la PSA en hombres de 55 a 69 años pueden prevenir aproximadamente 1,3 muertes por cáncer de próstata durante aproximadamente 13 años por cada 1000 hombres examinados. Los programas de detección también pueden prevenir aproximadamente 3 casos de cáncer de próstata metastásico por cada 1000 hombres examinados. Los posibles daños del cribado incluyen frecuentes resultados falsos positivos y daños psicológicos. Los daños del tratamiento del cáncer de próstata incluyen la disfunción eréctil, la incontinencia urinaria y los síntomas intestinales. Aproximadamente 1 de cada 5 hombres que se someten a prostatectomía radical desarrollan incontinencia urinaria a largo plazo, y 2 de cada 3 hombres experimentan disfunción eréctil a largo plazo. La evidencia adecuada muestra que los daños del cribado en hombres mayores de 70 años son al menos moderados y mayores que en hombres más jóvenes debido al mayor riesgo de resultados falsos positivos, daños diagnósticos por biopsias y daños por el tratamiento. El USPSTF concluye con certeza moderada que el beneficio neto del cribado basado en la PSA para el cáncer de próstata en hombres de 55 a 69 años es pequeño para algunos hombres. La forma en que cada hombre sopesa los beneficios y daños específicos determinará si el beneficio neto general es pequeño. El USPSTF concluye con certeza moderada que los beneficios potenciales de la detección basada en la PSA para el cáncer de próstata en hombres de 70 años o más no superan los daños esperados.

Conclusiones y recomendaciones: Para los hombres de 55 a 69 años, la decisión de someterse periódicamente a un cribado de cáncer de próstata basado en la PSA debe ser individual y debe incluir un debate sobre los posibles beneficios y daños de los exámenes de detección con su médico. Las pruebas de detección ofrecen un pequeño beneficio potencial de reducir la probabilidad de muerte por cáncer de próstata en algunos hombres. Sin embargo, muchos hombres experimentarán daños potenciales de detección, incluidos resultados falsos positivos que requieren pruebas adicionales y posible biopsia de próstata; sobrediagnóstico y sobretratamiento; y complicaciones del tratamiento, como la incontinencia y la disfunción eréctil. Para determinar si este servicio es apropiado en casos individuales, los pacientes y los médicos deben considerar el equilibrio de beneficios y daños en base a los antecedentes familiares, raza / etnia, condiciones médicas comórbidas, valores del paciente sobre los beneficios y los daños de la detección y de los resultados del tratamiento específico y otras necesidades de salud. Los médicos no deben evaluar a los hombres que no expresen una preferencia por la detección. (Recomendación C).
El USPSTF se posiciona en contra de la detección basada en la PSA para el cáncer de próstata en hombres de 70 años en adelante. (D recomendación).