Contaminación del aire y determinantes familiares del inicio del asma y sibilancias persistentes en niños

Contaminación del aire y determinantes familiares del inicio del asma y sibilancias persistentes en niños

Efectos de los factores relacionados con la familia sobre el riesgo de asma y sibilancias persistentes después del ajuste por edad, año calendario, asma de los padres, educación de los padres, ingresos de los padres y comportamiento de la madre respecto al tabaquismo durante el embarazo. El nivel 1 se refiere al nivel más bajo de educación e ingresos de los padres.

Los niños expuestos a niveles más altos de PM2.5 tienen más probabilidades de desarrollar asma y sibilancias persistentes que los niños no expuestos. Otros factores de riesgo asociados con estos resultados fueron el asma de los padres, la educación de los padres y el tabaquismo materno durante el embarazo.

 

The BMJ, 19/08/2020Air pollution and family related determinants of asthma onset and persistent wheezing in children: nationwide case-control study”.

Objetivo: Identificar los factores de riesgo (contaminación del aire y relacionados con la familia) para la aparición de asma y sibilancias persistentes en los niños.

Diseño: Estudio de casos y controles a nivel nacional.

Ámbito: Dinamarca.

Participantes: Todos los niños daneses nacidos entre 1997 y 2014 a los que se les hizo un seguimiento del inicio del asma y sibilancias persistentes desde el año de edad hasta los 15 años.

Medida de resultado principal: Inicio de asma y sibilancias persistentes.

Resultados: Se encontró una mayor incidencia de asma en los hijos de padres con asma (razón de riesgo ajustada 2,29 (intervalo de confianza del 95%: 2,22 a 2,35) y madres que fumaron durante el embarazo (1,20; 1,18 a 1,22), mientras que se encontró una menor incidencia en los niños de padres con alto nivel educativo (0,72, 0,69 a 0,75) y altos ingresos (0,85, 0,81 a 0,89). La exposición a partículas ≤2,5 µm (PM2,5) y ≤10 µm (PM10) y nitrato se asoció con un aumento riesgo de asma y sibilancias persistentes, con índices de riesgo por aumento de 5 µg / m3 en las concentraciones de contaminantes de 1.05 (1.03 a 1.07) para PM2.5, 1.04 (1.02 a 1.06) para PM10 y 1.04 (1.03 a 1.04) para dióxido de nitrógeno. Solo la asociación positiva de PM2.5 con asma y sibilancias persistentes se mantuvo sólida en los diferentes modelos y en los análisis de sensibilidad.

Conclusiones: Los hallazgos de este estudio sugieren que los niños expuestos a niveles más altos de PM2.5 tienen más probabilidades de desarrollar asma y sibilancias persistentes que los niños que no están expuestos. Otros factores de riesgo asociados con estos resultados fueron el asma de los padres, la educación de los padres y el tabaquismo materno durante el embarazo.